«Anything can happen and it probably will» directorio 

Mi rincón privado para hablar de comics, para contar batallitas y cualquier otra cosilla que pase por mi extraña cabeza.

PRECAUCIÓN:
Este blog solo se actualiza 1 o 2 veces por semana.
Puede contener auténticos ladrillos.
Después de leer, consulte los enlaces. En algunos suele haber más comentarios del autor.

Y SI PASAIS POR SALAMANCA, NO DUDEIS EN VENIR A VERME A MI LIBRERIA DONDE SEREIS BIEN RECIBIDOS. YA SABEIS QUE TENGO UNA TIENDA ESPECIALIZADA EN COMICS. O COMO A MI ME GUSTA LLAMARLA, UNA...

Tienda DTBOS: Muchos mas de tres años.
El viernes la tienda cumple “oficialmente” sus tres añitos desde la apertura al publico. Por ello esta semana he decidido subir varios textos conmemorativos al Zigurat. No tengo claro cuantos serán ni su periodicidad, pero la ocasión y lo otro que se cumple el viernes me ha dado ganas de contar alguna que otra batallita.

La primera vez que soñé con el proyecto fue sobre los 15 años, hace casi 25, cuando en algunos comics de la primeriza Forun encontré anuncios y comentarios de tiendas de ese tipo en ciudades mas grandes. Por aquel entonces los kioscos de Salamanca estaban bastante bien surtidos de novedades, pero la idea de un sitio donde se vendieran exclusivamente tebeos era de lo mas golosa.

Y si bien ya hubo en su día algo así por mi ciudad, que no duro demasiado, personalmente no la llegué a conocer. Mi historia con las tiendas de comics empieza en algún momento en una navidad a finales de los 80 cuando Tomás me comento que habían abierto una cerca de su casa. Personalmente por las fechas navideñas el anuncio me sonó a inocentada, máxime cuando la similitud de esta con uno de los muchos kioscos de la ciudad hizo que pasara varias veces por delante sin reconocerla como tal. Pero ahí estaba Doré.

Doré se convirtió en el punto de reunión y de referencia friki, cuando aun no existía esa palabra del mundillo salmantino. Ahí pasábamos las horas muertas comprando y charlando con el dependiente. Mi relación con el fue tan buena que hasta empecé a trabajar allí unas horas por las mañanas hasta el fatídico día en que decidió traspasarla. Sabe Dios que me intente hacer con ese traspaso, mas no fue por falta de ganas o de posibilidades económicas (la traspasaba por cuatro duros) por lo que no la hice, sino por algo que en su día parecía un problema y luego no fue para tanto: No tenia hecha la mili.

Pero hete aquí que encontré otro chico interesado en el traspaso al cual animé (e incluso hablé con sus padres) para que lo cogiera. Como ciertamente no tenia ni idea de llevar un negocio de ese tipo llegué con el al acuerdo de echarle una mano y orientarle a cambio de que si en un futuro necesitaba gente para la tienda me contratara. Y así con el tiempo Doré se convirtió en Drako, se mudo a un local mas grande, fundamos la Asociación Ciudad Gótica, se hicieron unas jornadas y... acabo contratando a otras personas. Una cosa era ayudarle con la tienda o otra tener mi propia opinión a la hora de votar cosas de la asociación, pero al parecer eso me convertía a sus ojos en un traidor indigno de confianza y tal...

Otras tiendas hubo en la ciudad, como Maria, antigua discoteca reformada montada en gran parte por hacer algo con un local de renta antigua, o el Shogun original, del cual en gran medida me podría considerar “abuelo”. Y es que si el dependiente de Drako aprendió de mi, Shogun se montó con la base del conocimiento del negocio de una de las personas que estuvo un buen tiempo trabajando en Drako.

No negaré que intenté meterme personalmente en dicho proyecto, les orienté ofrecí mi ayuda y apoyé. Hasta les llegué a entregar el currículo, pero recibí de parte de el que mandaba una de las contestaciones mas tontas que he oído en mi vida: “Si quiero contratar gente, tengo muchos amigos”.
Yo, entretanto, tras la decepción con Drako había retomado el proyecto de montar mi propia tienda, incluso una vez casi estuve a punto de hacerlo con alguien que me tuvo mas de un año mareado... Afortunadamente no salió, que el tipo era un liante. De hecho ni mucho menos fui el mayor perjudicado de los tejemanejes de aquel individuo (Baste decir que a Drako le costó unos milloncejos) y yo salí de aquellas historia sin haber perdido nada mas que mi tiempo. Pero problemas familiares, la insistencia de mis padres en que acabara primero la carrera y otros proyectos y asuntos en los que me metí retrasaron que mi sueño se hiciera realidad hasta el otoño del 96.

Pero eso será contado en otro ladrillo.


Enviar opinión... O no! a esta divagación ocultar opinión... O no!
ciudadano dreamers 5797
"No soy responsable del título que estoy poniendo"
J Calduch desde CS -- 09/11/2009:10:25.
150.128.99.123 |
¡Y que dure!
*cough*
Seve Acosta desde Salamanca -- 27/11/2010:06:04.
80.174.114.25 | 80.174.114.25.dyn.user.ono.com
No se si vas a leer esto a estas alturas, Juanma. Pero, con todos mis respetos, tu no eres el "abuelo" de Shogun ni recibimos ninguna "orientacion" por tu parte a la hora de montar la tienda.

Lo de echarse flores encima esta bien, a todos nos gusta y queda bien en un blog. Pero esta feo.
divagación anterior
Mi gran pecado.
 
visitantes
Volver a ZUMO de ZIGURAT

Las divagaciones enviadas por los ciudadanos dreamers son de "libre expresión", no expresan necesariamente las opiniones de dreamers.com, y están sujetos a las mismas reglas que los mensajes en los foros, especificadas en "© Copyright, responsabilidades y condiciones de uso en dreamers.com y el Universo Dreamers ®".
Si estás interesado en participar con tus divagaciones y crearte tu propio blog puedes hacerlo desde Ciudadanos Dreamers.