«Anything can happen and it probably will» directorio 
DIVAGACIONES.COM
volver a Tabla de Opiniones Aleatorias
Divagaciones de
Fossil
Versión 1.2
 

* 6ª OA: Particulares y empresarios se lanzan a la compra de "dominios papales"
* 5ª OA: Té: ¿bolsitas (el infierno) o granel (el cielo)?
* 4ª OA: Un Cthulhu, dos Cthulhus, treees Cthuuuu-uuulhuuus...
* 3ª OA: Sark: no es Paul Newman (y ya ves lo que le importa)
* 2ª OA: Lo que estuvo sobre la mesilla de noche (enero-febrero)
* 1ª OA: ’EU2’, o la madre que parió a los de Paradox
* Tabla actual (ver 0.9)


* ¡Opina YA!
(Servicio ofrecido por Weborama)


* D20es
* Desde el sótano
* Dnd-es
* Drakkos
* El estudio de Lovecraft
* Fiade
* Inforol
* Master’s Dreams
* NoSóloRol
* Psycho Corp
* Sociedad británica para el Conocimiento
* El Templo de Hécate


* Base Bibliográfica de Ciencia Ficción y Fantasía
* Bibliópolis
* La concha de Gran A’Tuin
* Espada y brujería
* The HPL Archive
* Los manuscritos perdidos
* Los Pulps
* Sedice.com


* ADLO Novelti Librari
* La cárcel de papel
* Cosas de frikis
* Guiadelcomic.com
* Un tebeo con otro nombre
* Tebeosfera


* Confíe en mí, ¡soy abogado!
* En bujca del tiempo perdido
* El hombrecillo verde me dice cosas
* La Luna de Valencia
* Mis ralladas
* The Sarkside
* Tanto gilipollas y tan pocas balas
* La ventana indiscreta
* Zahurda subrepticia


* Gritos desde el calabozo
* Cine a Gritos
* Libros a Gritos
* Foro de Bibliópolis


* Dork Tower
* Hello Cthulhu
* El joven Lovecraft
* PvP Online
* Las tiras de Dreamers
* Unspeakable Vault


* Sindicación RSS/XML
* Blo.gs
* Blogwise
* WhoLinksToMe


* ¡Únete a la plataforma!

* Este blog aparece listado en...

... pero no sé porqué.



XML RSS
volver a Tabla de Opiniones Aleatorias
¡¡¡ DE LO MÁS RECÓNDITO DEL ALCANTARILLADO LLEGA EL FOSSIL FAVORITO DE LOS NIÑOS !!! 
página 2 de 3

¿De qué va esto? De instrucción, de disciplina británica, de opinar sobre los juegos de rol, la ’ojcuridad’ y los buenos modales (tanto en el vestir como en el vivir). Típico espejo de neurosis, esta página servirá de cajón de sastre para todas esas cosas que me da por escribir (con un mínimo de corrección) sobre mis aficiones favoritas. Adelante, adelante...

5ª OA: Té: ¿bolsitas (el infierno) o granel (el cielo)?

Hace muchísimos años que la industria alimentaria española decidió, en un alarde de ingenio sin precedentes, que el té crece en su arbusto cubierto con una bolsita de muselina, molido (que no desmenuzado) y metido en una caja de cartón de color rojo "pasión".

Desde hace tantos o más años, los consumidores españoles decidieron que, si todas las compañías alimentarias te vendían el té en bolsitas y cajas de cartón, el concepto debía ser bueno y natural. Vamos, que era la forma correcta de tomar té: meter un papelote lleno de polvitos inidentificables en agua caliente y degustarla poniendo cara de "ah, cómo me gusta este agua hervida que sabe a... a... agua de color rosa". No faltaba el que se las daba de chic y ’bon vivant’ por pedir que, en vez de ponerles la marca de té habitual de la cafetería, se le pusiese un ’Pompadour’ con una "nubecilla de leche".

Acabáramos... A eso yo digo NO. ¿A qué? ¡¡¡A todo, por Dios!!!

La gente de mi generación no se acercaba al té ni a tiros, porque sabía a agua sucia, a hervir papelotes en una tacita. El remedio solía consistir en ponerle mucho azucar; así el dulzor ocultaba el sabor claramente anodino. De hecho, típica era (y aún es) la chusca pregunta: "¿cómo es posible que ’esto’ les guste a los ingleses?". Si es que cuestionarse eso es lo más normal del mundo. Y la contestación es sumamente sencilla: porque, amigo, eso que tomas se parece tanto a un verdadero té como una barra de chopped a un delicioso ’jamón cinco jotas’.

Porque el té es una de esas cosas que han terminado vertebrando sociedades y costumbres, si no ancestrales sí muy longevas (¿les suena a ustedes eso del ’té de las cinco’? ¿O la archiconocida ’ceremonia del té’ japonesa’? ¿O acaso no les resulta evocador ver preparar té moruno, con esas teteras metálicas y esos vasos de vidrio decorados con vivos colores?)

Amigos míos, el té es, posiblemente, el alimento que más hemos de conocer si queremos tener una visión antropológico-geográfica mundial. "¿Y el café?", me dirá alguno. Y yo, cómo no puede ser menos, diré que sí, que ’la cultura del café’ es esencial en nuestra sociedad, más que nada porque este país lo tuvo en ingentes cantidades y nunca llegamos a tener colonias en Asia. El café es, en España, más una costumbre que un producto apreciado "en serio". Y si no, pregúntense cuántas personas conocen que se deleiten ante un Blue Mountain jamaicano o sepan distinguir entre unos granos congoleños o unos brasileños. No, ni "flowers". La gente pide el café con leche (craso error, el sabor genuino se pierde), con mucha leche, le echa leche condensada (imagínense que a la tortilla de patata le ponemos una capita de mermelada de naranja amarga... que asco, ¿verdad?), lo mezcla con licores fuertes (más que nada para aguantar las duras mañanas bajo cero, no por la condición de grato sabor que se consigue). Porque el mundo del café no será, ni ha sido, tan variado, tan maravillosamente evocador de otras culturas, tan importante, como el del té.

Además, que uno queda infinitamente mejor pidiendo en una cafetería un Darjeeling de Second Flush, Flower Orange Pekoe con muchos Golden Tips... que gritando "¡un cortao!". Vamos, ni por aproximación, oiga. Y si ya se pone usted estupendo y le dice al camarero que si tienen té de Kenilworth, o Lapsang Souchong... sinceramente, ha triunfado. Eso sí, debo advertir que hacer tal alarde en una cafetería-tetería en la que SABES que no tienen ni idea de lo que estás pidiendo es tan grosero y de mal gusto como meter el dedo en vez de la cucharilla para remover el azucar. Bueno, diría que es tan grosero como meter el dedo después de rascarse la nariz por dentro, pero tampoco es cuestión de hacerles vomitar, amigos. El verdadero caballero/dama JAMÁS (repito, JAMÁS) se regodeará de sus conocimientos ni hará alarde de su "estilo" ante nadie... simplemente, disfrutará de una capacidad de elección mayor que la de la gente que no le ha venido en gana informarse más de lo que todos tenemos a mano: la variedad y la excelencia. Y la excelencia en nuestros gustos no es cara o no debería serlo, ¡no señor! El "conocedor" (no voy a usar palabras francesas en este mensaje, espero que sabrán perdonarme) sabe perfectamente que por un muy módico precio puede degustar la mejor calidad, sin esnobismos ni tonterías clasistas.

Sé que la labor de resumir en este pequeño texto la enorme cantidad de tipos de té en el mundo es imposible; así que, por partes, me limitaré a:

a) Ofrecerles un listado tipológico que espero servirá para que puedan acercarse al mundo del té por su cuenta, con unos pequeños conocimientos previos que nunca están de más. Recuerden, un caballero/dama se hace a sí mismo, no nace. Y se hace por ansia de conocimiento, no por ganas de "destacar" ante los demás.

b) Darles una pauta de cómo se sirve un té a la manera tradicional inglesa (para mí la más correcta, pues magnifica el sabor y el placer de degustar esta bebida). Si esta ’Opinión Aleatoria’ resulta un éxito, quizás en próximas entregas, y saltándome la aleatoriedad intrínseca de la bitácora, cuelgue algún texto más sobre otras formas de preparar el té en diversas partes del mundo. Espero sus críticas.

Sin más dilación, comienzo con el punto A.

Tipos de té

Podríamos, a grandes rasgos, dividir el té en regiones cosecheras; después, según su color (negro, verde, rojo o blanco); más tarde, según la regla de los "cinco grados" (que se corresponde con la forma de selección, cribado o graduación de la hoja) pero como eso sería muy largo, lo dejo para futuros textos; finalmente, añadiremos a todo este batiburrillo los tés aromátizados y la mezclas o ’blends’ (que suelen saltarse las clasificaciónes anteriores).

Empecemos por las regiones. Sólo reseñaré las más importantes, con las distintas (y más reseñables) variedades:

LA INDIA: los tés hindús son extremadamente variados unos de otros, según la región de producción y la variedad de la planta en sí. Entre las subregiones más importantes debo destacar:
* Darjeeling: presentan aromas muy distintos, según la época del año de cada cosecha: el ’First Flush’ (cosecha de abril y mayo) ofrece un té astringente y perfumado. El ’Second Flush’ (junio y agosto), suave. La cosecha de otoño es posiblemente la mejor, porque el sabor es una mezcla casi perfecta de la ’First’ y la ’Second Flush’.
* Assam: bastante más fuerte y malteado, sea cual sea la época de la cosecha. Ofrece mucho sabor y cuerpo, y el color de la infusión es bermejo e intenso. Decididamente, yo prefiero el Darjeeling, que me resulta más sofisticado.
* Dooars y Terai: suelen utilizarse para hacer mezclas, por su indefinición. Son tés sin "personalidad", buenos para experimentar con sabores afrutados. El té hindú es proclive a verse mezclado sin piedad por las grandes compañias inglesas. Miles de ’blends’ usan Terai. ¡Compruébenlo, compruébenlo!

CHINA:diecisiete provincias, DIECISIETE, producen la mayor variedad mundial de tés de calidad. Utilizando un símil, China sería la ’Torre de Babel’ de los tés. Eso sí, no suele especificarse la plantación ni la cosecha. Entre los tés chinos más importantes encontramos:
* Keemun: posiblemente uno de los tés más populares de China. Hojas cortas muy negras y enrolladas. Su aroma es floral, recordando a la esencia de orquídea. Todo un lujazo, sí señor.
* Lapsang Souchong: otro té curioso. Negro, de hoja grande, y... ahumado sobre madera. El equivalente del ’bourbon’ entre los tés. Su sabor no será del agrado de todos, pero si te acostumbras, te termina enganchando. Es muy sofisticado y el aroma no deja a nadie indiferente. A mí me gusta mucho, pero abusar de su uso me termina cansando. Más una curiosidad que un ’té de cabecera’.
* Gunpowder: el té verde más popular del mundo. Mi preferido, sin duda, si hablamos de tés verdes. Su infusión es brillante y un tanto amarga. Eso sí, es el mejor para preparar té moruno.
* Yunnan: similar al de Assam, es el único té chino que puede tomarse con leche. Es muy denso, y no resulta nada astringente. Eso sí, debemos mantener la infusión más de 5 minutos para lograr un Yunnan perfecto. Tampoco llegen ustedes a los seis, por supuesto. Que esto no es un cocido madrileño.
* Pu-Erh: famosísimo té rojo, con efectos muy beneficiosos para la salud. Hay toda una leyenda montada sobre el Pu-Erh: que si lo fermentan monjes en pequeños subterráneos, que sí tal y Pascual. Lo importante es que es muy fácil de conseguir hoy en día. Se ha puesto de moda entre los ’snobs’ y la gente que cuida la línea. Pero no se engañen, este té es bueno de verdad. No hay que ser un imbécil para valorarlo. Es magnífico y punto.
* Oolong: otro de los clásicos. Infusión clara de color rojizo, sin acritud ni amargor. La suavidad hecha té.
* Pai Mu Tan o té blanco: se trata de una fermentación especial que produce una infusión ligera. No se acobarden por su sabor, un tanto leguminoso. El té blanco es muy nutritivo y beneficioso para la salud. Toda una fuente de bienestar, contiene muy poca teína y es ideal para tomar pocas horas antes de irse a dormir. Curiosamente, se ha puesto de moda ultimamente. Espero que dure, porque es uno de mis tés favoritos. Recomiendo mantenerlo más de 7 minutos en infusión.

CEILÁN: la isla mantiene tres tipos generales de té: la tierras altas, infusiones amarillas y suaves; las medias, consistentes y rojos; las bajas, fuertes y negros. Es un té muy consolidado en la industria, y merece un respeto porque sus productores mantienen la calidad constante desde hace muuuchos años.

JAVA Y SUMATRA: muy similares a los de Ceilán, el té de Sumatra es brillante, ligero y un poco dulzón. Suele usarse en mezclas.

JAPÓN: como era de esperar, sólo produce tés verdes, que son los típicos de la zona. Hay que dejarlos muy poco tiempo en infusión, si no queremos correr el riesgo de estropear su delicadeza. Las variedades mas importantes son:
* Sencha Fukujyu: un té de calidad suprema (miren los precios, miren) procedente de la región de Shizuoka en las laderas del Fujiyama. El sabor es muy delicado y beberlo resulta aplastantemente evocador.
* Bancha: procede de la última cosecha, de hojas largas y duras. Su sabor es suavecito y se puede tomar por la noche, porque es posiblemente uno de los tés con menos teína del mercado. Eso sí, caro también, como todos los nipones. Será cosas de la distancia... o algo.
* Genmaicha: la típica manía de mezclarlo todo con arroz. Té y arroz inflado en infusión, con un toque "saladito". A mí me resulta una guarrería, pero oiga, que es uno de los más populares. Prefiero no opinar.
* Matcha: el que se usa en la archiconocida ceremonia del té. Pulverizado para conseguir una infusión verdosa y astringente. Si lo cuece más de 30 segundos es usted un malvado, que lo sepa.

Sé que me dejo en el tintero muchos lugares y zonas, pero es que si no esto se haría eterno.

Para terminar con la clasificación, comentaré los principales tés aromatizados y las mezclas más típicas.

Como introducción a las mezclas, diré que absolutamente todas las compañías crean sus propias mezclas para adaptarse a los gustos del mercado o a circunstancias como la hora del día. Eso sí, hay mezclas "universales" que suelen contener ingredientes similares sea quien sea su comercializador. Los ejemplos más relevantes son:

* English Breakfast: la típica-tópica mezcla de desayuno inglés. Suele componerse de tés de hoja rota de las regiones clásicas. Fuerte, aromático, con muchos ’golden tips’ (por lo que resulta, desde mi punto de vista, un tanto dulzón).

* Irish Breakfast: té oscuro que suele mezclar la variedad assámica con cosechas de Sumatra. Pura fuerza, ideal para desayunar. Muy oscuro, a veces se usa como sustituto del café.

Sobre los tés aromatizados, decir que no son una ’esnobez’ de estos tiempos. Desde hace siglos (desde su invención, vamos) en China se ha mezclado el té con especias, flores o aceites de frutas. De hecho, es un bonito ejercicio "crear" tus propias mezclas aromatizadas usando bases de té negro o verde y añadiéndole ’curiosidades’. Sin duda, entre los más populares encontramos el de jazmín, el de rosas, el de canela... y sobre todos ellos, el...

EARL GREY: sin duda, mi favorito. Una mezcla redescubierta a principios del pasado siglo (je, nada de Sherlock Holmes tomando Earl Grey, que conste) que se ha convertido en el té perfumado más famoso del mundo. Mezcla tés chinos negros con esencia de bergamota, que viene a ser una especie de fruta muy similar (si no idéntica) a la lima.

Finalizado el listado prometido, ahora paso a ofrecerles una guía somera (y espero que útil) para conseguir una infusión correcta al estilo británico. No me lo agradezcan, no. Mándenme sus cuentas bancarias y el pin de sus tarjetas de crédito. Graciaaaaaas.

La taza inglesa perfecta

1. Calentar el agua. No nos pongamos tontinos: da lo mismo un hervidor tradicional que un cazo. Si alguien les dice que usar un cazo está mal ustedes simplemente miren hacia otro lado, sonrían, y más tarde, en la intimidad, ríanse a gusto. No hay peor ’snob’ que un ’snob’ inglés, créanme.
2. Use hojas sueltas bien conservadas (nada de bolsitas) y una tetera apropiada. ¿Qué es apropiado? Preferiblemente usaremos porcelana, pero las teteras de metal tampoco están mal vistas. Eso sí, nada de madera ni cosas psicotrópicas: cuanto más tradicional, mejor.
3 .Cuando el agua esté a punto de hervir verter un poco en la tetera, removerla por las paredes y tirarla. Esto es más una medida de higiene que otra cosa. Sirve para que los restos posibles o el polvo no sean parte de nuestra infusión (iiiij, que ajco). Claro que, de esto, los ingleses han hecho toda una tradición. Nosotros preferimos pensar en cuestiones prácticas.
4. Colocar en la tetera (o en un filtro dentro de ella) una cucharada de té por taza a servir y una más "para la tetera". Esto de "para la tetera" es una tontería que viene a significar que cada taza debe llevar un poco más de té para resultar perfecta.
5. Verter el agua hirviendo sobre el té. NUNCA meter el té en el agua hirviendo, que es una guarrería y además mancha mucho. Para aprovechar todo el sabor es importante que en el agua haya bastante oxígeno, así que nada de cocer y recocer el agua. ¿Temperatura adecuada? 95 grados para tés negros u ooolong; entre 75 y 95 para blancos y verdes. Cuanto mejor es el té, menos temperatura debemos aplicar a la infusión.
6. Tapar la tetera y esperar unos minutos (según el tipo de hoja). Si se utiliza filtro, retirarlo cuando la infusión alcance el color deseado.
7. Si tomamos el té con leche, es preferible calentarla antes un poco para que no se forme nata. Eso sí, para los más finolis, nada de leche ni limón, que son muy horteras. Mejor sin mezclas.


En fin, espero haber conseguido que les interese un poco más el mundo del té. Yo soy un apasionado. Y en la variedad está el gusto: experimenten, prueben varias marcas. Y que pasen una muy buena mañana/tarde/noche. Saludos.


mostrar 5 comentarios malevolentes
Enviar comentarios malevolentes a esta divagación
 
Telegrama sobre la próxima OA

Tirando dados para 5ª OA [STOP] Dado de diez [STOP]Sale 5 [STOP] "Buenas maneras" [STOP] Dado de seis [STOP]Sale 2 [STOP] "Crítica" [STOP] Dentro cuatro días la Opinión Aleatoria [STOP] Título: "Té, ¿bolsitas (el infierno) o granel (el cielo)?" [STOP] Os espero el domingo por la tarde [STOP]Saludos [FIN]

[ACTUALIZACIÓN] Como es fácil comprobar, no me ha sido posible colgar el post que debía el último domingo. Se hará el martes, por la tarde. Queden ustedes con Dios.


Enviar comentarios malevolentes a esta divagación
 
4ª OA: Un Cthulhu, dos Cthulhus, treees Cthuuuu-uuulhuuus...
Ya está aquí, al fin llegó a vuestras pantallas la maldita galería de Cthulhu. Id tirando cordura y reservando plaza en vuestro psiquiátrico favorito. Empecemos... ¡Ia, ia!



(1) Esta imagen es ni más ni menos que una foto que le he sacado a una estatuilla que del primigenio me regalaron por mi cumpleaños los amiguetes de Dreamers cuando llegué a los ¿30 años? No recuerdo muy bien cuándo me la dieron, pero lo que SÍ es seguro es que preside mis estanterías. Es más maja la figurilla....

(2) Esto es un boceto del Gran Dios Cthulhu que dibujó Lovecraft para mostrar a su fan Robert H. Barlow cómo debía ser el aspecto general de dicho animalillo. Es de las pocas ilustraciones que nos han llegado de la mano de HPL (menos mal, porque el hombre, lo que se dice dibujar, dibujaba muy malamente), junto con un autoretrato y poca cosa más.

(3) Una de las imágenes que más me gustan de toda la galería. Se trata de un boceto del Cthulhu que aparece en las tiras cómicas de ’Unspeakable Vault (of Doom)’, obra del francés Goomi. La página donde aparecen dichas tiras está enlazada en la bitacora, a vuestra izquierda. Simplemente me encanta este diseño, que no para de soltar ’Yum-Yums’ cuando traga sectarios y frikis de toda índole. Imapagable la tira sobre un grupo nu-metal en plan oj-curo.



(4) Vale. Sé que no es muy impresionante este dibujillo, pero oye, es que es el primero que vi del primigenio más verde y calamarón del mundo-mundial. Aparecía en la edición española del juego de rol ’La llamada de Cthulhu’ de la extinta editorial Joc Internacional, en la sección de monstruos del libro. Qué recuerdos... yo era joven e impresionable, y me acuerdo perfectamente que algunas partes del texto del juego me hicieron sentir auténtico terror. Cuando llegué a la página que contenía la imagen me encontraba yo, pobrecito de mí, esperando a que me hiciesen un análisis de sangre. Más de 8 tubitos me sacaron. Jejeje.

(5) Otra imagen de tiras cómicas. Esta vez es la versión más chorra de todas las que he visto en mi vida del dios cósmico: ’Hello Cthulhu’. Un claro "homenaje" a ’Hello Kitty’, aquellos dibujines infames de gatitos superfelices y sacrificables. Eso sí, la coña marinera de ’Hello Cthulhu’ tiene MUCHA gracia. ¿Qué haría un ser poderosísimo si tuviese que lidiar con estos remedos de teletubbies con muy bajas tasas de insulina en sangre? Para más información, también se encuentra listada la web de las tiras en la columna de vuestra izquierda.

(6) Lo que me gusta de esta foto es más la idea que contiene que el aspecto en sí. Se trata de un fotograma de la película ’The Call of Cthulhu’, una producción amatuerísima rodada por la H.P. Lovecraft Historical Society en plan años veinte, en blanco y negro y con un estilo muy a lo RKO. Tiene buena pinta (hasta para el no-fanático lovecraftiano) a pesar de que se nota (y mucho) que es un producto de fans para fans. Si queréis saber más, id a la web de la HPLHS, Inc (hay un trailer muy majo, en el que se nota lo pedazo de frikis que son estos yankies).



(7) El pelucthulhu en su máxima expresión. El lujo de todo friki; cuesta una pasta pero... ¿quién no quiere estrujar a ese pedazo de peluche? Luego han salido más muñequines, el de un Shoggoth, el de Nyarlathotep, etc., pero éste es el que inició la "leyenda". Yo no tengo un pelucthulhu, pero todo se andará cuando tenga más dinerito en la cuenta corriente.

(8) Espera junto al mar que las estrellas se alineen de nuevo. Fundó una secta y ahora aguarda dormido (en su escaño) a que una gran catástrofe se alce sobre el mundo. Pero de vez en cuando despierta y lanza epatantes alaridos ("la calle es MÍA, Roaaaargh" o "¡nunca usaré condón, fthagh ftagh!"). Es antiguo, casi tanto como este planeta (o más), y mientras sueña nos hace recordar "que no está muerto lo que puede yacer eternamente / y con evos extraños aun la muerte puede morir". ¡¡¡POR DIOSSS!!! ¿Es que nadie aprecia estas clarísimas pistas? ¡¡¡Ia, Ia, Fraghulhu!!!

PD: La octava imagen es cortesía de Fossil-Photoshop-Studios, Inc. Todos los derechos reservados durante los próximos 3 evos. Juas juas juas.


mostrar 2 comentarios malevolentes
Enviar comentarios malevolentes a esta divagación
 
¿Quién/qué es Cthulhu? (Prefacio a la 4ª ’Opinión Aleatoria’)
Ya estoy aquí de nuevo, con una muela del juicio menos y dispuesto a comenzar una divagación. ¿Tema? Un personaje: el Sr. Cthulhu. ¿Género? Una galería de imágenes.

Pero antes de nada, tengo que suponer que no todo el mundo que llegue a leer esto debe saber quién es Cthulhu. Por eso, voy a dejar el blog por unos instantes en manos del escritor que dio vida al monstruito en las revistas ’pulp’ de los años 20 y 30; Howard Phillips Lovecraft (HPL desde ahora) será el que nos ilustre sobre quién es (fue y será) el primigenio Cthulhu.

El escritor utilizó como lema de su cuento ’La llamada de Cthulhu’ (uno de sus más celebrados trabajos) una frase de otro autor, Algernon Blackwood, que al poco se convertiría en la mejor explicación de su actividad literaria y el ’leit-motif’ de sus historias: "Es concebible que tales potencias o seres hayan sobrevivido desde una época infinitamente remota en que la conciencia se manifestaba quizá a través de cuerpos y formas que ya hace tiempo se retiraron ante la marea de la ascendiente humanidad, formas de las que sólo la poesía y la leyenda han conservado un fugaz recuerdo bajo el nombre de dioses, monstruos, seres míticos de toda clase y especie".

Cthulhu sería, entonces, uno de esos "seres míticos" o "dioses" olvidados.

El propio HPL nos contó también cuál era la idea central de sus ’Mitos’: "Todos mis relatos, por muy distintos que sean entre sí, se basan en la idea central de que antaño nuestro mundo fue poblado por otras razas que, por practicar la magia negra, perdieron sus conquistas y fueron expulsados, pero viven aún en el Exterior, dispuestas en todo momento a volver a apoderarse de la Tierra".

En definitiva, Cthulhu sería miembro de una de esas "razas".

Para completar este resumen a modo de introducción (que se trata, en conclusión, de un cajón de sastre de ideas y frases que espero inspiren más que enseñen), os dejo con un retazo del prólogo de Rafael Llopis al más importante libro sobre el tema jamás publicado en España, ’Los Mitos de Cthulhu’ (Alianza Editorial, El libro de bolsillo, 194): "Anteriores a la especie humana y aletargados por la hegemonía del hombre, los Primitivos -enormes masas amorfas- esperan y sueñan con volver a dominar la tierra. El Gran Dios Cthulhu, el más maligno e importante de ellos, yace en el fondo del mar".

Terminada esta introducción, en el siguiente mensaje irá la Galería... dentro de unas horas.

Saludos.


mostrar 3 comentarios malevolentes
Enviar comentarios malevolentes a esta divagación
 
El fin de la búsqueda: aceptamos pulpo
Por aclamación popular, la 4ª ’Opinión Aleatoria’ será una galería de imágenes de un pulpo sobrealimentado.

Quede constancia de que EmeA lleva dos encuestas "perdidas". En la próxima le pongo fijo, no sea que se quede "compuesta y sin novio" la negra.

La ’opinión’, ¡para el lunes!

Enviar comentarios malevolentes a esta divagación
 
Busco modelo para pase de diapositivas, razón aquí

Vuelvo a la carga. Ahora toca tirar de nuevo en la tabla para el tema y el género de la que será 4ª ’Opinión Aleatoria’. ¡Esos dados, esos dados, eh, EH!

Yyyy.... ¡un 9 y un 3! Lo que significa que el próximo envío será una GALERÍA DE IMÁGENES de una PERSONA (real o imaginaria). Como mucho ocho imágenes para no recargar la bitácora demasiado, con los correspondientes comentarios a cada una.

Y como salió taaaan bien la última encuesta (gracias, gente, por participar), en esta ocasión haré lo mismo. Podéis votar en el enlace de la columna de la izquierda o AQUÍ.

La pregunta: "¿Quién quieres que sea el protagonista de la galería de imágenes en la próxima ’Opinión Aleatoria’?". Las opciones, en la página creada a tal efecto.

El plazo se cerrará el próximo viernes a las 12:00 de la noche, así que ya sabéis: ¡votad, votad, malditos!


Enviar comentarios malevolentes a esta divagación
 
3ª OA: Sark: no es Paul Newman (y ya ves lo que le importa)

Dos humoristas en pleno ’brainstorming’.
FICHA TÉCNICA
Género: Slasher emotivo, con toques humorísticos (al estilo de Joyce).
Formato: Tomo en cartoné (tapa dura), con sobrecubiertas azules.
Número de páginas: 5, que yo sepa... The Sarkside, The Sark Post, No se lo digas a nadie, pero..., varias aportaciones a la Redacción de Dreamers y el galardonado weblog ADLO! Novelti Librari.

División por capítulos:
- 1º: "¡JA!, o cómo parecer más cabrón de lo que ya soy".
- 2º: "¡MUJERES!, o de cómo, a mi lado, Siniest es Paul Newman".
- 3º: "¡SEGURIDAD!, o cómo crearse un odioso grupo de fans sin proponérselo".
- 4º: "¡MWA-HA-HA!, o cómo conquistar el mundo con un Colacao en la mano".
- 5º: "¡WAKU-WAKU!, o cómo cabrear al personal usando únicamente referencias e interjecciones".
- 6º: "¡M.J. RUBIO, FILÓLOGO!, o cómo distinguir entre ironía, sarcasmo, cinismo, humor ácido, mordacidad, sátira, sorna y burla".
- 7º: "¡HOP!, o cómo lograr que la gente haga el más espantoso de los ridículos simplemente ignorándola".
- 8º: "¡MIRA, UN MONO CON TRES CABEZAS!, o cómo tapar mis verguenzas gritando mucho".
- 9º: "¡SOY UN CORAZÓN TENDIDO AL SOL!", o de cómo los supervillanos también usamos las gónadas".
- 10º: "¡PSE...!, o cómo compaginar la filología con el frikismo absoluto".
- 11º: "¡EMEA!, o cómo disponer de un Google de carne y hueso".
- 12º: "!AAAAAH!, o de cómo es mejor taparse los oídos con las manos a escuchar determinadas cosas".


Sinopsis y estudio crítico
Presentado en un envase compacto, este producto es humano aunque en ocasiones se empeñe en demostrarnos lo contrario. De veras. Es distinto. Y no porque no sepa (o le interese lo más mínimo) combinar los colores de su ropa. No nos parece cruel (para el termino medio humano) porque tenga la puñetera habilidad de meter el dedito en la llaga más dolorosa en el momento más inoportuno (o el más oportuno, según él y los que nos reímos con sus ocurrencias)...
No.
Es distinto porque, por regla general, la gente no intenta "entrar en su juego"; es más, somos incapaces de ver la sensibilidad y el cachondeíto que se trae bajo ese aspecto de Doctor Maligno con el que se viste. Porque sí, amigos, aunque le repugne en lo más hondo, Sark tiene sentimientos. Malos, por lo general, pero sentimientos. Si es lo que yo digo, persona-terriblemente-dolida-con-Sark: ¿no ves que si tuvieras un poquito de sentido del humor (y siguieras el juego que él te propone) disfrutarías como un enano (mudito o no)? "No", dices tajante. "Me humilla y me ataca", sueltas como si tal cosa.
Y yo a eso digo NO.
Él no reniega de ti porque le parezcas imbécil/burdo/infantil/pesado (táchese lo que no proceda). Él no reniega de ti porque seas "menos" que él, porque no estés "a su nivel".
NO.
Sark reniega de ti porque, generalmente (y esto va por los que tan dolidos se sienten cuando Sark les interpela), en vez de contestarle con una coña y pasarle el brazo por el hombro, en vez de reírte con su chanza y demostrarle que tienes una personalidad, en vez de entrar en la conversación, tú, amigo, te cabreas y pataleas, te quejas a voz en grito (incluso llamando a papá y mamá), lloras y suplicas por las esquinas un poquito de su "respeto"... y para colmo te empeñas en que él reconozca su "error" y te deje ser su "amiguito". ¡Anda ya! Que aquí, en este mundo, amigos los justos. Que en este planeta ser amigo de alguien significa más que invitar a cervezas/cafés/cenas y hablar de frikadas; ser amigo es mucho más que decirlo. Es demostrarlo. Y, ¿cómo se demuestra eso?, diréis. Es muy fácil: simplemente, aprende a conocer a la gente. Y Sark es un tipo al que da gusto conocer.

¿Motivos?
A) Más allá de las típicas gracietas, lo que diferencia a nuestro producto de hoy del resto de frikis es que, ¡repámpanos!, si le hablas de algo más allá de leotardos y superpoderes es capaz de mantener una conversación interesante. Sobre el tema que sea, cuando sea y como sea.
B) En ocasiones sus monólogos nos pueden dejar "en bragas", sin saber qué responder... porque admitámoslo, es una puñetera enciclopedia viviente. Y eso hay gente a la que le da rabia; a otra le aburre. Es cierto: el ’homo sapiens’ cuenta con una subespecie (demasiado extendida) que se ABURRE -con mayúsculas- si no escucha sólo lo que le conviene o si se le dice algo que no sea exactamete lo que él piensa. ¿Queda claro lo que opino del que se aburre por sistema si el tema no va con él? ¿Sí? Sigamos...
C) Mucha gente se ve en la imperiosa necesidad de "competir" con Sark. Suele ser un reto: "¡Soy más listo que él! ¡Molo más!". Pues nada, nada, tú a lo tuyo. No sabes lo que te pierdes. Porque si en vez de competir, apreciaras lo que hace y le dieras un poquito de lo que él va regalando por ahí... no sabes que tío tan cojonudo tendrías a tu lado.

Si tras estas verdades como puños no piensas comprar un ejemplar de este producto... usted mismo, caballero. Yo hago colección. O al menos lo intento.


mostrar 9 comentarios malevolentes
Enviar comentarios malevolentes a esta divagación
 
Eligiendo la persona

¡¡El tema de la próxima Opinión Aleatoria va a ser tirado en la ’Tabla’!! Atención, atencióóóóóón: saco los dados yyyy...

¡¡9!! -> Una persona...
¡¡6!! -> Una reseña...


Así que ya sabéis, dentro de 3 ó 4 días colgaré la reseña de una persona en éste, vuestro blog. A ver qué tal sale el invento.
Eso sí, como elegir yo a la persona en cuestión iba a ser bastante aburrido (y una carga de responsabilidad), he colocado una encuesta (de las que ofrece Weborama gratuitamente) en una página creada para la ocasión. Si queréis votar sobre quién versará la próxima reseña, podéis votar AQUÍ o en el enlace correspondiente de la columna de la izquierda de la bitácora.

Tenéis de plazo para votar hasta el próximo lunes ¡Avisados quedáis!


Enviar comentarios malevolentes a esta divagación
 
2ª O.A.: Lo que estuvo sobre la mesilla de noche (enero-febrero)

Sí, sé que este texto se contará entre los menos originales de la ’blogosfera’ esa, o como demonios quieran llamarle los ’intelestuales’ a ese conjunto de bitácoras esparcidas sin ton ni son por la red. Sé (también) que al 99% de la gente le importa un pimiento (por no usar términos más gruesos y olorosos) qué he leído, o qué ha leído Fulanito, durante dos meses seguidos, oiga. Pero, gracias a la oportuna tirada en la ’Tabla de opiniones Aleatorias, versión 0.9’ efectuada el pasado lunes tocaba ’Reseña literaria’. Qué le vamos a hacer.

Aunque... ¡sapristi!, un rayo de esperanza recorre mi ser y aclara la sombra en que mis dudas me envuelven: ¿se dará la casualidad de que alguno de mis fieles (jojojo) lectores haya leído alguno de los libros que voy a reseñar? ¡Oh, hados celestiales! ¡Oh, bienhallados ancestros! Pudiera ser, pudiera ser. Suele suceder que las personas, normalmente, gustan de saber si los libros (o los tebeos, o las películas) que a ellos les parecieron buenos, a otros otro tanto les parecieron, y viceversa (sí, hoy estoy enrevesado de narices, lo sé y lo disfruto).

Mis tres objetivos ya han sido fijados: conoceréis un poco más mis gustos; haré un poco de proselitismo, que nunca viene mal; y quizás, si la suerte acompaña, coincidiremos en alguna opinión... o la mía os será útil a la hora de afrontar proximas lecturas (dúdolo).

Pues nada, nada, ahí va la lista de libros que he leído durante los dos primeros meses de este año, con un pequeño comentario de cada uno y una valoración, expresada en CERO RATAS (un pedazo de bodrio), UNA RATA (simplemente malo), DOS RATAS (normal), TRES RATAS (un buen libro), CUATRO RATAS (un libro a tener en cuenta) o CINCO RATAS ("mola un cacho")... sí, en las cloacas las ratas son la única materia prima de la que podemos acumular más de cuatro a la vez.

Sin más que añadir a esta introducción, con la relación os dejo.

Lecturas de Enero


* El Señor de la Luz, de Roger Zelazny. Ediciones Minotauro.
Un curioso libro que mezcla la ciencia-ficción y el misticismo religioso hindú. Este Zelazny es un cachondo... y un genio. Usando una traslación del universo védico, convierte a héroes como Sidharta en renegados de una colonia alienígena, a dioses como Kali en "capitanes" a lo Star Trek. Todo contado a caballo entre la épica poemática hindú y la space-opera más ruidosa y epatante.
Y es entretenido, y terminas entrando en el juego del autor. Por eso digo que Zelazny es un cachondo (por la premisa de la historia) y un genio (por conseguir escribir algo trepidante y divertido con tan áridas fuentes).
Eso sí, hay pasajes desganados a más no poder, y se nota que el hombre a veces se ponía el ’piloto automático’. En general, habrá que darle TRES RATAS, un notable bajo. Y gracias. Que ser un genio no lo es todo, tocayo.


* Ultratumba, de John Ramsey Campbell. Ediciones Martínez Roca.
No sé qué me pasa con este autor. Si bien me encantan algunos de sus libros (’El Parásito’ o ’Luna Sangrienta’), otros me parecen un pestiño (’Nazareth Hill’)... y lo curioso es que todos, TODOS, siguen las mismas estructuras, las mismas premisas y obsesiones. Son casi iguales. ¿Por qué entonces unos me parecen muy buenos y otros un tostón? Ni idea, como no sea por que unos protagonistas me caen mejor que otros...
Ramsey usa en ’Ultratumba’ los conceptos de reencarnación, limbo, mal con presencia física en el mundo (coñes, como en ’Nazareth Hill’), para contarnos una historia inquietante, de deterioro moral, físico incluso (esas casas que se van convirtiendo en "esqueletos urbanos"), mezclada con el lirismo de las emociones de una niña muy pequeña.
El final es magistral, pero deja un sabor de boca amargo. TRES RATAS se lleva, porque aunque esté bien, este hombre se me encasilla en los mismos temas y estéticas que da gusto.


* Sherlock Holmes y la sabiduría de los muertos, de Rodolfo Martínez. Ediciones Biliópolis.
Menudo pastiche conandoylesco-lovecraftiano-teosófico-de-la-muerte. Atropellado, lleno de referencias megafrikis, un tanto decepcionante (como todos los pastiches) pero muuy, muuuuy disfrutable, si te va el tema y "descubres el friki que hay en ti".
Rodolfo Martínez CALCA los estilos de Conan Doyle y Stoker (impagable el diario del Dr. Seward del segundo relato del libro, en el que hace su aparición un Drácula demasiado parlanchín). En definitiva... casi que se hace necesario, para comentar esta novela (con tres cuentos "incrustados"), usar el viejo sistema del ínclito EmeA. Sólo puedo decir: ¡Uh, uh, mola! Eso van a ser DOS RATAS, ni más ni menos.


* Paladín de almas, de Lois McMaster Bujold. La Factoría de Ideas.
La continuación de ’La maldición de Chalion’ pero desde otra perspectiva, con otros personajes, otras tramas (enrevesadísimas en ocasiones) y otros intereses. A mí me encantaron los dos primeros libros de la saga de Chalion, dos por la típica manía de La Factoría de dividir los libros "gordos" en dos tomos (sigh), pero éste... éste cambia lo épico, la descripción inusitada de un mundo entero (demasiado inspirado en la España del siglo XV, todo debe decirse), por una descripción íntima (en primera persona) de uno de los personajes más misteriosos y encantadores de los dos primeros volúmenes: Isa, la royina viuda.
Una gozada. Me apunto a las continuaciones. Si sigue así, tendré que empezar a leerme la saga de Vorkosigan de la McMaster, aunque la ciencia-ficción nunca ha sido género de mi devoción. Se va a llevar CUATRO RATAS, por evolucionar la saga y sacarle los colores a otros autores de fantasía, de los que no logran mantener en pie ni dos parrafillos seguidos.


Lecturas de Febrero


* La Piedra Lunar, de Wilkie Collins. Ediciones Emecé.
Un clásico de esos que no se te olvidan. Mil y un personajes, todos la mar de bien llevados, con sus motivaciones, peculiaridades y propósitos definidos. El Sr. Collins es, sin duda, predecesor de Conan Doyle y Chesterton en lo que luego daríamos en llamar "novela detectivesca inglesa". Engarza la trama con los intereses de sus protagonistas con maestría, lo que ya es un logro de proporciones épicas si tenemos en cuenta la extensión folletinesca y lo complejo de la trama.
Dos apuntes que hacen que me resulte más evocadora ésta sobre otras novelas del ramo: comienza y acaba en La India, en plan expansión colonial británica a ¿finales del XIX? Exótico, exótico. Y ese tipo de detalles me encantan. ¿Os he comentado que me resulta fascinante el tema hindú? Nada, nada, que se va a llevar CINCO RATAS como cinco soles.


* Magia de reina, magia de rey, de Ian Watson. Bibliópolis Fantástica.
Cuando leí aquello que se supone dijo Orson Scott Card sobre esta novela (y que los señores de Bibliópolis se encargan de mostrar con letra bien gorda en su portada), que este libro es "el Señór de los Anillos escrito por Pirandello", me puse a temblar. Más, cuando tenía muy en cuenta que su autor fue el guionista perpetrador del final psicotrópico de ’Inteligencia Artificial’. A cuerno quemado me olía, señora.
Y, sin embargo, durante más de 200 páginas este señor, Don Watson, me entretuvo mucho, con su visión de un multiverso constituido por juegos de tablero clásicos: ajedrez, monopoli... La idea era muy buena, y de ahí se podían haber sacado los moldes de una gran obra. Los personajes queriendo escapar de su destino, buscando su personalidad. "Hum", me dije, "esto es lo que le debió parecer pirandellesco a O. Card". Pues sí, sólo eso. Si habéis leído o asistido a algo del dramaturgo italiano (y si no, ya estoy yo aquí para instruiros, ¡ja!), sabréis que no sólo de ’Seis personajes en busca de autor’ vivía el genio: lo suyo era romper el molde, la improvisación falsaria, la sociedad irrumpiendo en la escena y cambiando las normas del juego teatral, el dar a entender otra cosa de lo que los actores decían sobre el escenario. Y de eso, que es la verdadera esencia ’pirandellesca’, en ’Magia de Reina’ no hay nada.
Sí, la novela está bien al principio, en su presentación y nudo... pero a partir de ahí se le va tanto la cabeza al bueno de Watson que el final de ’IA’ nos resulta de un hermoso y profundo que mata. En definitiva, que el libro está bien al principio, que llegando a la mitad es más que bueno, y que el final es para coger a Watson y apuntarle a un cursillo CCC sobre ’Cómo terminar novelas para que no se nos caiga la cara de vergüenza’. He dicho. UNA RATA. Podrían haber sido dos, pero la desilusión del final prima sobre todo lo demás.


* Cuentos fantásticos de la España profunda, selección de José Miguel Pallarés. Albemuth.
Esto es una antología... y una colección de relatos siempre es muuuuy irregular (aunque eso depende del recopilador, en este caso el reputado Pallarés); pero es que ésta es un impresionante batiburrillo de estilos casi antagónicos. El tomo mezcla cualquier género (dentro del fantástico, aunque eso habría que delimitarlo mejor: ¿qué es "fantástico"?) con la excusa de discurrir en ambientes "muy españoles", y claro, cuando tan bueno (o divertido) te parece uno de ellos, con el siguiente te llevas un chasco gordo.
Nota: ¿por qué la mitad de los relatos tienen un corte taaaaan lovecraftiano (ciudad apartada, ritos, seres o sectas ocultas pero con ansias de pasar desapercibidas)? Habría que puntuar cada historia por separado, pero como soy muuuy vago, le pondré DOS RATAS y listos.


PD: la elección de la siguiente ’Opinión Aleatoria’ la hago en otra divagación, dentro de unas horas. Cosas de las prisas.


mostrar 3 comentarios malevolentes
Enviar comentarios malevolentes a esta divagación
 
Preludio a un ejercicio de aleatoriedad literaria
Dije que sería el martes y me he retrasado un día, pero al fin toca dar el anticipo de la próxima ’Opinión Aleatoria’. Ya que se trataba de una reseña literaria no se me ocurre nada mejor que comentar un poco los libros que he leído durante los dos primeros meses del año (marzo aún no ha terminado). He "creado" (a cualquier cosa le llaman "crear", ya veréis, ya) un sistema para puntuarlos y soltaré una mini-crítica de cada uno. No sé si será interesante, pero oye, para llevar la cuenta ya me vale.
Hasta mañana, "corasones".


Enviar comentarios malevolentes a esta divagación
 
visitantes
Blog anterior
Desde aquí abajo

Las divagaciones enviadas por los ciudadanos dreamers son de "libre expresión", no expresan necesariamente las opiniones de dreamers.com, y están sujetos a las mismas reglas que los mensajes en los foros, especificadas en "© Copyright, responsabilidades y condiciones de uso en dreamers.com y el Universo Dreamers ®".
Si estás interesado en participar con tus divagaciones y crearte tu propio blog puedes hacerlo desde Ciudadanos Dreamers.